El otro Hombre de Vitruvio y el Fantasma de Da Vinci

El otro Hombre de Vitruvio y el Fantasma de Da Vinci

El Fantasma de da Vinci es un libro publicado por Toby Lester que cuenta la historia de un interesante descubrimiento.

En 1986 un arquitecto llamado Claudio Sgarbi encontró en la Biblioteca Comunale Ariostea de Ferrara, Italia, un manuscrito anónimo. Se trata de una copia de los Diez Libros de Arquitectura de Vitruvio, sólo que su existencia era desconocida hasta entonces por los investigadores. Hasta aquí sólo se trataba de un descubrimiento interesante.

Pero lo que lo hace especial y sorprendente es que, entre sus páginas Sgarbi se encontró con un dibujo muy parecido al famoso Hombre de Vitruvio de Leonardo Da Vinci. Ya saben, ese hombre desnudo inscrito en un cuadrado y un círculo que es hoy uno de los iconos de nuestra cultura. Y aun hay más, el dibujo es anterior al del propio Da Vinci.

Se sabía que Leonardo no había sido el primero en intentar plasmar la descripción vitruviana. El arquitecto Francesco di Giogio Martini lo había intentado a finales de la década de 1480, pero con poco éxito. El dibujo descubierto por Sgarbi si que parece haber conseguido el mismo objetivo de Da Vinci.

Tras investigar Sgarbi llegó a la conclusión de que el dibujo debía ser obra de un joven arquitecto llamado Giacomo Andrea da Ferrara, del que se sabe bastante poco. Tan sólo que era un buen amigo de Da Vinci y un experto en Vitruvio. Incluso Da Vinci lo menciona en sus notas en 1490, aproximadamente el año en que dibujó su Hombre de Vitruvio.

La teoría de Sgarbi es que ambos colaboraron en la plasmación gráfico del Hombre de Vitruvio. Sea como fuere, el caso abre todo un espectro de conjeturas, dudas y preguntas apasionantes para los historiadores.

Las pocas noticias que se tienen acerca de Giacomo Andrea tienen que ver con su muerte. En 1499 Francia invadió Milán, donde él y Da Vinci vivían desde la década de 1480. Leonardo consiguió establecer ‘buenas relaciones’ con los ocupantes, y le fue permitido salir de la ciudad. Giacomo Andrea no tuvo tanta suerte y fue capturado y colgado al año siguiente. Y no sólo eso, fue borrado de la historia, junto con su Hombre de Vitruvio.

El Smithsonian publicó la reseña del libro en su web y varias fotos del manuscrito con el nuevo Hombre de Vitruvio.