Tierra Santa en Mallorca

Imagen: Roberto Ettore en Wikimedia Commons


Antes de nada una aclaración. Tierra Santa es un parque temático que hay en Buenos Aires, cerca del aeropuerto, en cuyas siete hectáreas se recrea la Jerusalén de los tiempos de Cristo, especialmente los pasajes de la vida de éste. Es como Port Aventura, Disneyworld o Terra Mítica, con sus atracciones, sus grupos de danza, sus restaurantes y sus tiendas de souvenirs, pero en versión religiosa: casas judías tradicionales, palmerales, legionarios romanos, ángeles recreados con efectos especiales… El aire es tan kistch como en los otros parques, aunque el toque de gracia -y nunca mejor dicho- lo pone el medio centenar de guías, todos ellos catequistas.

Pues bien, hace un par de semanas la prensa informaba de que Mallorca se postula como futura sede de la franquicia en Europa, concretamente el municipio de Capdepera, cuyo Ayuntamiento estudia el proyecto. Cuenta con el apoyo decidido de la Iglesia y de casi todos los partidos políticos, comerciantes y hosteleros de la zona por su potencial impacto en la diversificación turística, que ya no dependería exclusivamente de la temporada de verano.

El presupuesto se calcula entre 7 y 10 millones de euros y el terreno ya está elegido: un antiguo vertedero. Deberán tener en cuenta, eso sí, que el parque argentino ha visto disminuir progresivamente su volumen de negocio hasta el punto de que actualmente sólo abre los fines de semana.