Tres lingotes de plomo, de unos 45 centímetros de largo y con un peso aproximado entre 24 y 32 kilos, fueron descubiertos hace años durante las obras del gaseoducto Magreb-Europa en el yacimiento de Los Escoriales de Doña Rama, situado en Belmez, Córdoba, y se conservan en el Museo de Belmez y en casas de particulares.

Estos lingotes, que tienen forma triangular, similar a una tableta de toblerone, se han fechado en el siglo I d.C. Dos de ellos tienen una marca distintiva con las letras “S S”, que corresponde a la societas Sisaponensis, una empresa minera originaria de La Bienvenida (Almodóvar del Campo, Ciudad Real).

Esta marca indica que los lingotes estaban destinados a la exportación, lo que revela que la antigua Córdoba romana no solo era un centro de producción, sino también un punto estratégico para el comercio mediterráneo.

Yacimiento de Los Escoriales de Doña Rama-Belmez sobre ortofoto
Yacimiento de Los Escoriales de Doña Rama-Belmez sobre ortofoto. Crédito: PNOA-Actual

El equipo internacional y multidisciplinar liderado por la Universidad de Córdoba ha investigado estos lingotes y sus conclusiones fueron publicadas en la revista Journal of Roman Archaeology.

A través del análisis químico y de los isótopos estables, se pudo establecer que estos lingotes estaban desplatados y que el mineral del que se derivaron provenía del distrito de Fuente Obejuna-Azuaga, un importante centro minero de la época.

La singularidad de este descubrimiento radica en el hecho de que los lingotes se encontraron en el mismo lugar donde se fabricaron, algo inusual ya que la mayoría de estos lingotes se han hallado en el fondo del mar Mediterráneo, resultado de naufragios.

(a), (b), (c) y (d) Construcciones en ladera situadas en el sector a monte del yacimiento; (e) y (f) Sector inferior del yacimiento situado en llano
(a), (b), (c) y (d) Construcciones en ladera situadas en el sector a monte del yacimiento; (e) y (f) Sector inferior del yacimiento situado en llano. Crédito: Proyecto MEI-Heritage / Universidad de Córdoba

Para profundizar en el estudio, los investigadores colaboraron con especialistas de la Universidad de Toulouse, quienes han estado estudiando la composición de lingotes encontrados en el fondo del mar.

El investigador de la UCO, Antonio Monterroso Checa, explicó que este descubrimiento sitúa al norte de Córdoba dentro de las principales redes de producción metalúrgica, económica y comercial del Mediterráneo antiguo.

Monterroso también señaló que este hallazgo sugiere que el yacimiento de Doña Rama podría haber sido un poblado minero con una mina, una fundición y una zona de procesado, aunque aún queda mucho por investigar. Esto conlleva una industrialización, una destreza y un saber para poder alcanzar ese nivel de fabricación, añadió Monterroso.

Lingotes 1, 2 y 3. Fotogrametría. Vistas longitudinales, frontales y secciones
Lingotes 1, 2 y 3. Fotogrametría. Vistas longitudinales, frontales y secciones. Crédito: Proyecto MEI-Heritage / Universidad de Córdoba

Este estudio forma parte del Proyecto MEI-Heritage, financiado por la Junta de Andalucía y la Unidad de Investigación y Transferencia en Ciencias del Patrimonio de la Universidad de Córdoba. La investigación también está relacionada con el proyecto “Producción y circulación de bienes en el reborde meridional de la Meseta”, financiado por el Ministerio de Ciencia e Innovación de España.


Fuentes

Universidad de Córdoba | Monterroso-Checa A, Domergue C, Rico C, et al. La societas Sisaponensis, los lingotes de Doña Rama-Belmez y la explotación minera de los montes de Corduba. Journal of Roman Archaeology. Published online 2024:1–40. doi:10.1017/S1047759424000035


  • Comparte este artículo:

Something went wrong. Please refresh the page and/or try again.