Arqueólogos en Londres han descubierto una cama funeraria de madera completamente conservada, la primera encontrada en Gran Bretaña. La cama, descrita por expertos como «sin parangón», fue excavada en el sitio de un antiguo cementerio romano cerca del viaducto de Holborn, en el centro de Londres, junto a cinco ataúdes de roble.

Antes de esta excavación, solo se habían encontrado tres ataúdes de madera romanas en total en la capital. Los restos de madera de la era romana en Gran Bretaña (43-410 d.C.) rara vez se conservan hasta nuestros días, pero debido a que el sitio de entierro se encuentra en una zona anegada adyacente al antiguo río Fleet subterráneo, sus tumbas se mantuvieron bien preservadas.

La cama funeraria está hecha de roble de alta calidad y mide aproximadamente 1,8 metros de largo. Tiene patas talladas y uniones fijadas con pequeños clavos de madera.

Fue desmontada antes de ser colocada en la tumba de un hombre adulto de entre 28 y 33 años. Prácticamente es como un mueble plegable para la otra vida, dijo Michael Marshall, un especialista en artefactos de los arqueólogos de Mola (Museum of London Archaeology).

Parte del sitio, fuera de los muros de la antigua ciudad romana y a 6 metros bajo el nivel del suelo moderno, ya había sido excavada en la década de 1990. Sin embargo, la cama fue una completa sorpresa, porque nunca habíamos visto nada parecido, dijo Marshall.

Aunque hay referencias a personas transportadas en camas durante procesiones funerarias y, a veces, representaciones en lápidas, no se sabía que las personas fueran enterradas en camas romanas.

Los objetos personales recuperados en otras tumbas incluyen cuentas de vidrio y hueso, un frasco de vidrio que aún contenía restos orgánicos y una lámpara decorada que data del primer periodo de ocupación romana entre los años 43 y 80 d.C. La lámpara está decorada con el diseño de un gladiador vencido, un símbolo significativo en un contexto funerario.

Estamos descubriendo sutiles detalles sobre cómo los antiguos romanos lloraban a sus muertos a través del análisis de estos entierros, dijo Marshall.

Los equipos de arqueólogos continúan excavando el cementerio para conocer mejor los usos y costumbres funerarias de la época.


Fuentes

The Guardian | Miami Herald | MOLA


  • Comparte este artículo:

Loading...

Something went wrong. Please refresh the page and/or try again.