Los arqueólogos han hecho un descubrimiento espectacular en las obras de ampliación del ayuntamiento de la ciudad de Rostock (estado de Mecklemburgo-Pomerania Occidental), situada en la costa noreste de Alemania. Un trozo de metal aparentemente poco valioso ha resultado ser una «tablilla maldita».

Se trata de un trozo de plomo enrollado. Al desenrollarlo, los investigadores pudieron leer en él las palabras «sathanas taleke belzebuk hinrik berith«. Es una maldición que iba dirigida contra una mujer llamada Taleke y un tal Hinrik (Heinrich). Ambos debían vérselas con los demonios Satán, Belcebú y Berith. ¿Intentaba alguien romper la relación entre Taleke y Heinrich? ¿Fue un caso de amor despreciado y celos, o más bien un intento de quitarse a alguien de en medio?

¿Qué hace que el hallazgo sea tan especial? Según el Dr. Jörg Ansorge, director de la excavación: Se conocen tablillas de maldición de la antigua Grecia y Roma, es decir, del periodo comprendido entre el 800 a.C. y el 600 d.C.. Nuestro descubrimiento, en cambio, puede fecharse en el siglo XV. Es realmente un hallazgo muy especial. Según el Dr. Ansorge, no se conocen hallazgos similares de la Edad Media.

La escritura de las minúsculas góticas apenas es reconocible a simple vista. Se trata de una escritura establecida, no de un garabato. La tablilla fue descubierta en el suelo de una letrina al final de una propiedad.

Ya en la antigüedad, las tablillas de maldición se colocaban en lugares difíciles o imposibles de encontrar. Se suponía que los maldecidos no debían enterarse de la inminente desgracia. Esto permitía que el hechizo del daño se desarrollara en paz.

El Dr. Jörg Ansorge y su equipo han descubierto ahora todos los sótanos accesibles de An der Hege, detrás del ayuntamiento. Se trata de seis casas medievales a dos aguas que fueron remodeladas considerablemente tras el incendio de 1677. También se modificó radicalmente la distribución de las parcelas. Casi todas las casas del barrio fueron destruidas durante los bombardeos de 1942.

La bodega de An der Hege 4 data del siglo XIII. Hacia 1880/90 se construyó sobre ella un nuevo edificio de estilo guillermino. En el sótano medieval se encontraron vestigios de artesanía y viviendas, como un hogar para ollas de tres patas y una escalera de piedra de campo.

Artefactos especiales hallados en las casas a dos aguas fueron varios grifos de los siglos XVI-XVII. Procedían del norte de Alemania y eran de bronce. Esto confirma las pruebas escritas de que antaño se fabricaba cerveza en las casas particulares.

Las tuberías y cajas de agua de madera empotradas en el suelo de la bodega concuerdan con esto. Estos recipientes, de alrededor de un metro cúbico, servían de cisternas.

Los restos de la que probablemente sea la casa de piedra más antigua del centro de la ciudad, descubiertos en los números de casa 7/8, son ahora objeto de estudio del investigador de la construcción Torsten Rütz, de Greifswald. En el marco de una investigación sobre la historia de la construcción, está identificando las distintas fases constructivas.

No está claro a qué uso concreto se destinaba el edificio. Se construyó entre 1230 y 1250, al final del periodo románico, en los inicios del gótico de ladrillo. En aquella época sólo se construían casas de madera. A finales del siglo XIII, se construyeron dos casas a dos aguas en el lugar de la casa del alero.

En general, el Dr. Jörg Ansorge está satisfecho con los resultados de la excavación. Este yacimiento es muy pobre en hallazgos. Por ejemplo, no hemos descubierto ninguna letrina de los periodos renacentista o barroco. Pero cuando encontramos algo, es de primera calidad, como la cerámica de reflejo metálico valenciana, el zapato de cuero excepcionalmente conservado y la tablilla de maldición.


Fuentes

Hanse- und Universitätsstadt Rostock (Web oficial de la ciudad de Rostock)


  • Comparte este artículo:

Loading...

Something went wrong. Please refresh the page and/or try again.