Un nuevo estudio realizado por investigadores de la Universidad de Córdoba revela que Nerja es la cueva europea con Arte Paleolítico con más visitas confirmadas y recurrentes durante la Prehistoria.

Hace 41.000 años que el ser humano visita la Cueva de Nerja; desde hace unos pocos, explotada como atracción turística, y desde hace casi el mismo tiempo, objeto de estudio científico.

La última sorpresa de la cueva, situada en la provincia de Málaga, acaba de ser publicada en Scientific Reports por un equipo formado por los investigadores de la Universidad de Córdoba Marian Medina, actualmente en la Universidad de Burdeos, Eva Rodríguez, y José Luis Sachidrián, catedrático de Prehistoria y director científico de la Cueva de Nerja.

Han logrado demostrar que la Humanidad está presente en Nerja desde hace unos 41.000 años, 10.000 años antes de lo que se creía, y que es la cueva con Arte Paleolítico de Europa con mayor número de visitas confirmadas y recurrentes a su interior durante la Prehistoria.

Materiales analizados. (A) Marca negra. (B) Microcarbón (C) Carbones dispersos . (D) Sección de estalagmita GN16-08. Las flechas rojas señalan una de las muestras, analizada tanto por TEM-EDX como por microespectroscopia Raman | foto Mª Ángeles Medina-Alcaide et al./ Scientific Reports

En concreto, este nuevo trabajo ha logrado documentar 35.000 años de visitas, en 73 fases diferentes, lo que, según sus cálculos, significa que los grupos humanos entraron en la cueva aproximadamente cada 35 años.

Este nivel de precisión ha sido posible gracias al uso de las últimas técnicas de datación de carbones y restos de hollín fosilizado en las estalagmitas de la Cueva de Nerja. Es lo que se ha dado en llamar «arqueología del humo», una nueva técnica desarrollada por la autora principal del trabajo, Marián Medina, investigadora que lleva más de una década reconstruyendo la prehistoria europea mediante el análisis de restos de antorchas, fuegos y humo en cuevas españolas y francesas.

Según Medina la información que las técnicas de microscopía electrónica de transmisión y datación por carbono 14 pueden aportar sobre los rituales y modos de vida del hombre es impresionante. En este último trabajo se presentan 68 dataciones, 48 totalmente nuevas, de las zonas más profundas de la cueva, con Arte Paleolítico, y se han encontrado evidencias de cronoculturas nunca antes registradas.

Además han podido interpretar, a partir de la información detectada al microscopio, la forma en que se movían las antorchas, infiriendo de ello el uso simbólico y escenográfico que los humanos de hace 40.000 años hacían del fuego. Las pinturas prehistóricas se contemplaban a la luz parpadeante de las llamas, que podían dar a las figuras cierta sensación de movimiento y calidez, explica Medina, que también destaca el uso funerario de la Cueva de Nerja en la última parte de la Prehistoria, durante miles de años. Todavía puede revelar muchas cosas sobre cómo éramos, afirma.


Fuentes

Universidad de Córdoba | Medina-Alcaide, M.Á., Vandevelde, S., Quiles, A. et al. 35,000 years of recurrent visits inside Nerja cave (Andalusia, Spain) based on charcoals and soot micro-layers analyses. Sci Rep 13, 5901 (2023). doi.org/10.1038/s41598-023-32544-1


  • Comparte este artículo:

Something went wrong. Please refresh the page and/or try again.