Descubren un túnel subterráneo bajo el templo de Taposiris Magna, al oeste de Alejandría, en el lugar donde buscan la tumba de Cleopatra

Restos del templo de Osiris en Taposiris Magna | foto Koantao en Wikimedia Commons

La misión arqueológica de la Universidad de Santo Domingo (República Dominicana), encabezada por la Dra. Kathleen Martínez, descubrió un túnel excavado en la roca a una profundidad de unos 13 metros bajo la superficie, durante las excavaciones arqueológicas en la zona del Templo de Taposiris Magna, al oeste de Alejandría.

La ciudad de Taposiris Magna fue fundada por Ptolomeo II entre los años 280 y 270 a.C. y su nombre significa tumba de Osiris. La arqueóloga Kathlen Martínez busca en el templo, desde 2002, la tumba de Cleopatra. Hasta el momento se han encontrado 27 tumbas con 10 momias, dos de ellas doradas, lo que indica que una persona de estatus real podría haber sido enterrada aquí.

El Dr. Mustafa Waziri, Secretario General del Consejo Supremo de Antigüedades, señaló que el túnel tiene unos 1.305 metros de largo y unos 2 metros de alto. Cerca del templo se encontraron dos cabezas hechas de alabastro, una de las cuales es de una persona del período ptolemaico.

El túnel descubierto en Taposiris Magna | foto Ministerio de Turismo y Antigüedades de Egipto

La Dra. Kathleen Martínez, jefa de la misión, explicó que los estudios iniciales indican que el diseño arquitectónico del túnel descubierto es muy similar al diseño del Túnel de Eupalino en Grecia, con el que guarda gran similitud, pero es más largo que este, describiéndolo como un milagro de la ingeniería.

Agregó que durante las excavaciones y el reconocimiento arqueológico del túnel, se descubrió una parte del mismo sumergida bajo las aguas del mar Mediterráneo. Bajo los depósitos de lodo también se encontraron varias vasijas y tinajas de cerámica, además de un bloque rectangular de piedra caliza.

Entre las evidencias arqueológicas se encuentran parte de los cimientos del templo de Taposiris Magna sumergidos bajo el agua, que la misión está trabajando actualmente para sacar a la luz.S egún fuentes científicas, al menos 23 terremotos sacudieron la costa egipcia entre 320 d.C. y 1303 d.C., lo que provocó el derrumbe de parte del templo de Taposiris Magna y su hundimiento bajo las aguas.

Restos del faro de Taposiris Magna | foto Koantao en Wikimedia Commons

Vale la pena señalar que durante las temporadas de excavación anteriores, la misión pudo encontrar muchos artefactos importantes dentro del templo, incluidas monedas con las imágenes y los nombres de la reina Cleopatra y Alejandro Magno, y varias estatuas sin cabeza y estatuas de la diosa Isis, además de diversas inscripciones y bustos de diferentes formas y tamaños.

También se descubrió una red de túneles que se extienden desde el lago Mariout hasta el Mediterráneo, 16 entierros en tumbas excavadas en la roca que se usaban comúnmente en los períodos griego y romano, además de varias momias que resaltan las características del proceso de momificación durante los periodos griego y romano.


Fuentes

Ministerio de Turismo y Antigüedades de Egipto