Cómo los imitadores de Elvis dieron nombre a un taxón en paleontología

Mark Leen, alias Emerald Elvis, el principal artista de tributo a Elvis de Irlanda | foto [email protected] en depositphotos.com

En biología, un taxón es un grupo de organismos emparentados, al que se le asigna un nombre en latín, una descripción si es una especie, y un tipo. Agrupan un ancestro más todos sus descendientes que tienen en común un conjunto de atributos heredados de su antecesor común.

Un ejemplo de taxón sería el orden Primates. Orden indica la categoría o rango taxonómico del grupo, y Primates es el nombre en latín específico del taxón. El orden Primates está incluido en la clase Mammalia (los mamíferos), y agrupa diversas familias como la Cebidae (cébidos, las monas americanas) o la familia Hominidae (homínidos, nuestra propia familia).

Pero en ocasiones catalogar un taxón determinado es complicado. El registro fósil puede despistar y hacer creer a los investigadores que una especie que se creía extinta reaparece muchos miles de años después en una capa más joven del registro.

Fósiles en Sudáfrica | foto KNewman1 en Wikimedia Commons

En vez de eso lo que ha pasado es que seres de otro linaje han evolucionado de manera similar, de modo que han terminado por parecerse aunque no tengan relación filogenética directa. Esto quiere decir que el taxón original está realmente extinto, y el nuevo grupo de falsos descendientes es polifilético.

Un grupo polifilético es aquel que no incluye al antepasado común más reciente de todos sus miembros, y no se suelen incluir en las clasificaciones modernas.

El grupo de «Animales de Sangre Caliente» es polifilético | foto Stanislav Traykov en Wikimedia Commons

Son debidos a errores en la interpretación del parentesco, que es el criterio que se emplea para la clasificación de los seres vivos. Se explican por la presencia de caracteres comunes adquiridos de manera independiente, como consecuencia de fenómenos evolutivos como la convergencia o el paralelismo.

Un ejemplo de esto es el rascón de Aldabra, un pájaro no volador que se extinguió hace aproximadamente 136.000 años tras el aumento del nivel del mar y la inundación total de la isla de Aldabra (en las Seychelles) que habitaba.

La evidencia fósil sugiere que esta especie reapareció hace aproximadamente 100.000 años cuando los niveles del mar bajaron y especies relacionadas rehabitaron la isla, a partir de la cual evolucionó el moderno rascón de Cuvier, considerada hoy como la última ave no voladora del Océano Índico.

El rascón de Cuvier | foto Charles J. Sharp en Wikimedia Commons

Sin embargo los científicos descubrieron que el rascón de Aldabra y el rascón de Cuvier no pertenecían al mismo grupo ni tenían relación de descendencia, aunque habían evolucionado el mismo rasgo de perder el vuelo y desarrollado una morfología similar.

En 1993 D.H. Erwin y M.L. Droser propusieron que para distinguir a los taxones relacionados filogenéticamente de los que no tienen relación de descendencia se denominase a estos últimos como taxón Elvis.

sugerimos que tales taxones sean conocidos como taxones Elvis, en alusión a los muchos imitadores de Elvis que han aparecido tras la muerte del Rey

Un término que ilustra de manera sencilla, directa y efectiva lo que hemos intentado explicar con el ejemplo anterior, es decir, una imitación y similitud de rasgos y características entre linajes de seres no relacionados genéticamente.

Imitadores de Elvis | foto Paul Smith / Martin Fox en Wikimedia Commons

Otro ejemplo de esto es la Rhaetina gregaria, un braquiópodo común en el Triásico tardío, que volvió a aparecer en el registro fósil del Jurásico temprano, aunque luego se descubrió, mediante el estudio de sus características internas, que se trataba de un género distinto.

Parece que la evolución tiende a tomar una y otra vez los mismos caminos en situaciones similares.

Pero no solo existen los taxones Elvis. También hay taxones Lázaro e incluso taxones Zombi. Un taxón Lázaro es justo lo contrario de un taxón Elvis, esto es, uno que realmente sí es descendiente de otro más antiguo que se creía extinto por desaparecer del registro fósil durante un cierto tiempo.

Un taxón Zombi es un Lázaro que ha sido datado de manera errónea creyendo que todavía existía en un período de tiempo en el que ya se había extinguido. La causa más probable es que el fósil se liberó del filón original y se refosilizó en un sedimento más joven.


Fuentes

D.H. Erwin, M.L. Droser (1993). «Elvis taxa«. PALAIOS. 8 (6): 623–624. doi:10.2307/3515039. JSTOR 3515039 | Michael J. Benton, David A. T. Harper, Introduction to Paleobiology and the Fossil Record | Julian P Hume, David Martill, Repeated evolution of flightlessness in Dryolimnas rails (Aves: Rallidae) after extinction and recolonization on Aldabra, Zoological Journal of the Linnean Society, Volume 186, Issue 3, July 2019, Pages 666–672, doi.org/10.1093/zoolinnean/zlz018 | Michael L. McKinney, James A. Drake, Biodiversity Dynamics: Turnover of Populations, Taxa, and Communities | Wikipedia