Una reconstrucción visual muestra como era la mayor y más antigua fortaleza picta de Escocia hace más de mil años

Reconstrucción de la fortaleza sobreimpresionada al espacio actual | foto University of Aberdeen

Una nueva e impresionante reconstrucción ha revelado el posible aspecto de Burghead en el concejo de Moray, la mayor fortaleza picta de Escocia, como pudo ser hace más de mil años. Se han creado imágenes tridimensionales de la fortaleza situada en la costa nordeste de Escocia, basadas en las excavaciones arqueológicas realizadas por la Universidad de Aberdeen.

Las imágenes, financiadas por Historic Environment Scotland como parte de un proyecto de vídeo más amplio para que el público pueda conocer mejor el pasado picto de Escocia, muestran las enormes murallas defensivas, que se cree que tenían ocho metros de grosor y seis de altura, así como las viviendas del fuerte.

Foto University of Aberdeen

Se sabe desde hace tiempo que Burghead albergó un asentamiento picto, pero se pensaba que el desarrollo de la ciudad moderna en el siglo XIX había erosionado la mayoría de los rastros de este importante periodo de su historia. Las murallas de tierra fueron niveladas y parte de las defensas del mar fueron destruidas para construir el puerto moderno.

Durante la destrucción del fuerte se descubrieron más de 30 piedras talladas por los pictos, pero sólo se han conservado seis toros tallados y varios fragmentos de escultura cristiana primitiva. Cuando los arqueólogos de la Universidad de Aberdeen empezaron a excavar allí en 2015, esperaban que poco hubiera sobrevivido a unas obras de construcción tan extensas y cercanas.

Foto University of Aberdeen

Pero en los últimos cinco años ha surgido un panorama muy diferente y las excavaciones, dirigidas por el profesor Gordon Noble de la Universidad, y financiadas por Historic Environment Scotland y el Leverhulme Trust, han producido algunos de los objetos y restos de edificios pictos más importantes jamás descubiertos. Este trabajo ha permitido reconstruir con gran detalle el aspecto que pudo tener el lugar.

Según el profesor Noble La escala de las casas y edificios que hemos descubierto demuestra que éste era un sitio picto densamente poblado e importante. Hemos encontrado muchos objetos que nos han ayudado a conocer mejor la vida cotidiana de los habitantes de Burghead entre los siglos VI y X d.C.. Desde metalurgia hasta armamento e incluso pasadores para el pelo y el vestido, con cada nueva excavación estamos descubriendo más cosas sobre nuestros antepasados que vivían aquí.

Foto University of Aberdeen

Los cimientos de las enormes murallas han sobrevivido mucho mejor de lo que nadie esperaba, a pesar de su destrucción intencionada a lo largo de los siglos, y las capas de basura, que es efectivamente donde los pictos arrojaban sus desperdicios, han proporcionado a los arqueólogos una visión sorprendente de su vida. Es maravilloso ver el trabajo de nuestras excavaciones, que abarca más de cinco años, reunido en estas impresionantes reconstrucciones que ofrecen una sorprendente visión del aspecto que pudo tener Burghead.

Las reconstrucciones han sido coordinadas por la Dra. Alice Watterson, de la Universidad de Dundee, con el trabajo adicional de filmación y edición de Kieran Duncan y la filmación con drones del Dr. Kieran Baxter, miembros del grupo de investigación 3DVisLab de Dundee. También incluyen un espectacular pozo envuelto en las murallas. Todavía se pueden ver elementos de este pozo y los arqueólogos han reconstruido cómo encajaba con las viviendas y otros edificios del lugar.

Burghead en la actualidad | foto University of Aberdeen

En excavaciones anteriores también se descubrieron pruebas de la ocupación de los primeros cristianos, lo que apoya la teoría de que en la entrada del lugar hubo una capilla, y esto se ha traducido en el diseño tridimensional.

La fortaleza de Burghead fue destruida por un incendio en el siglo X, época en la que se sabe que los vikingos hacían incursiones en la costa de Moray, poniendo fin rápidamente a un modo de vida que había perdurado durante siglos. El fuerte permaneció desocupado hasta el siglo XII aproximadamente.

El Dr. Kevin Grant, Director de Arqueología de Historic Environment Scotland, dijo: La fortaleza de Burghead fue uno de los lugares más importantes de la Escocia altomedieval, y se construyó para ser dramático e imponente. Estas reconstrucciones nos ayudan a imaginar la experiencia de este espectacular lugar en su época de esplendor. También estamos encantados de apoyar estas excavaciones, que están transformando nuestra comprensión de la Escocia picta y salvando importantes restos arqueológicos de perderse en las olas.

El Dr. Watterson añadió: Burghead ha sido sin duda uno de nuestros proyectos más difíciles hasta la fecha. No sólo ha sido uno de los yacimientos más grandes que he reconstruido, sino que para modelar toda su extensión hemos tenido que remodelar completamente el paisaje para eliminar la ciudad moderna y reconstruir los acantilados erosionados. Trabajar en la visualización y la divulgación implica combinar la interpretación y la investigación con una narración visual convincente. Para nuestro equipo, era especialmente importante captar el sentido del lugar de Burghead. Su dramática ubicación en la costa de Moray es clave no sólo para su interpretación arqueológica, sino también lo que hace que sea un lugar tan especial para visitar hoy en día.

La financiación adicional de Historic Environment Scotland está apoyando la realización de nuevas excavaciones en el lugar, que se espera que permitan comprender mejor cómo los que vivían en él se relacionaban con el resto del mundo.


Fuentes

University of Aberdeen