Datan la ‘Vasca votiva’, un depósito ceremonial encontrado en el norte de Italia, en el siglo XV a.C.

El depósito superior de la Vasca Votiva / foto Cremaschi M, Griggs C et al.

La Vasca votiva es una estructura de madera única que fue desenterrada en una pequeña colina del norte de Italia en 2005, cerca de la localidad de Noceto. Construida principalmente con madera de roble, la finalidad exacta de la estructura enterrada ha sido un misterio, al igual que la fecha de su construcción. Los investigadores italianos estiman que sus orígenes se remontan a finales de la Edad del Bronce Media, en algún momento entre el 1600 y el 1300 a.C.

Aunque esa diferencia no parezca enorme, en términos arqueológicos es como comparar la cultura que inventó la máquina de vapor con la que produjo el iPad.

Un equipo de la Universidad de Cornell dirigido por Sturt Manning, catedrático de Artes y Ciencias en Clásicas, utilizó la dendrocronología y una forma de datación por radiocarbono llamada «wiggle-matching» (algo así como correspondencia dinámica) para señalar, con un 95% de probabilidad, los años en que se crearon los dos componentes principales de la estructura: un tanque inferior en 1444 a.C., y un tanque superior en 1432 a.C. Cada fecha tiene un margen de error de cuatro años.

Localización de la Vasca Votiva / foto Cremaschi M, Griggs C et al.

El hallazgo confirma que la Vasca votiva se construyó en un momento crucial de cambio social y refuerza la teoría de los investigadores italianos de que la estructura se utilizaba para un ritual sobrenatural del agua. El artículo del equipose publicó el 9 de junio en PLOS ONE.

En el wiggle-matching del radiocarbono secuenciado en los anillos de los árboles, los objetos de madera antiguos se datan cotejando los patrones de isótopos de radiocarbono de sus incrementos anuales de crecimiento (es decir, los anillos de los árboles) con los patrones de los conjuntos de datos encontrados en otros lugares del mundo. Esto permite una datación ultraprecisa incluso cuando no se dispone de una secuencia continua de anillos de árboles para una especie y una zona geográfica concretas.

El depósito inferior / foto Cremaschi M, Griggs C et al.

Al trabajar en un yacimiento arqueológico, a menudo se intenta hacer dendrocronología con relativamente pocas muestras, a veces en condiciones no ideales, porque se han ido deshaciendo durante los últimos 3.500 años antes de llegar a verlas. No es como un árbol sano que está creciendo en la naturaleza en este momento, dijo Manning. A menudo medimos las muestras varias veces para extraer toda la señal que podamos.

La Vasca votiva de Noceto tiene unos 12 metros de largo, 7 metros de ancho y unos cuatro metros de profundidad, aunque la profundidad era un poco ambigua al principio. Cuando se excavó por completo el yacimiento, los investigadores descubrieron que la estructura tenía un segundo depósito debajo, que se había construido primero pero que se derrumbó antes de estar terminado. Al principio no estaba claro cuánto tiempo transcurrió entre la creación de los dos depósitos, que compartían algunos de los mismos materiales.

A juzgar por el tamaño de la estructura y la gran cantidad de trabajo que habría sido necesario para excavar la tierra y arrastrar la madera hasta el lugar de la colina, los investigadores italianos reconocieron que la Vasca votiva era una obra de gran envergadura para su época y teorizaron su propósito. Pero no pudieron determinar la fecha exacta de sus orígenes, por lo que recurrieron al Laboratorio de dendrocronología de Cornell.

Reconstrucción de la Vasca Votiva / foto Cremaschi M, Griggs C et al.

El equipo de Manning hizo múltiples intentos con diferentes muestras. Aunque la madera del yacimiento de Noceto estaba bien conservada -una rareza, dada su antigüedad-, se planteó un reto inesperado cuando las muestras no parecían ajustarse a la curva de calibración del radiocarbono internacional que se utiliza para cotejar las secuencias de anillos de árboles. Esto sugirió que la curva debía ser revisada para ciertos periodos de tiempo, y en 2020 se publicó una nueva versión. Los datos de Noceto finalmente se ajustaron.

Combinando la datación por radiocarbono calibrada a través de dendrocronologías del sur de Alemania, Irlanda y América del Norte, junto con estadísticas de uso intensivo de ordenadores, el equipo de Cornell fue capaz de establecer un registro de anillos de árboles que abarcaba varios cientos de años. Fijaron la construcción de los tanques inferior y superior en 1444 y 1432 a.C., respectivamente, y determinaron que la estructura terminada estuvo en uso durante varias décadas antes de ser abandonada, por razones que quizá nunca se conozcan.

La nueva cronología es especialmente significativa porque coincide con un periodo de enormes cambios en la prehistoria italiana.

Detalle del relleno del depósito superior / foto Cremaschi M, Griggs C et al.

Se ha mantenido un modo de vida durante cientos de años y luego parece haber un cambio hacia menos asentamientos, más grandes, más comercio internacional, más especialización, como la fabricación de textiles, y un cambio en las prácticas de enterramiento, dijo Manning. Hay una especie de patrón en todo el mundo. Casi siempre que hay un cambio importante en la organización social, suele haber un episodio de construcción de lo que podría describirse como monumentos innecesarios. Así, cuando se forman los primeros estados en Egipto, se construyen las pirámides. Stonehenge marca un cambio importante en el sur de Inglaterra. Noceto no tiene la escala de Stonehenge, pero tiene algunas similitudes: un acto de creación de lugares importantes.

Como la estructura estaba situada en lo alto de una colina y no en el centro de un pueblo, no se utilizaba como depósito o pozo. Las suaves capas de sedimentos que rellenaban la estructura, y la ausencia de canales, implican que no se utilizó para el riego. Además, los investigadores descubrieron un gran conjunto de objetos depositados deliberadamente en el interior del depósito, entre los que se incluyen numerosas vasijas de cerámica, figurillas y una serie de elementos de piedra, madera y orgánicos. Todas esas pruebas indican que la estructura se utilizaba en algún tipo de ritual sobrenatural relacionado con el agua.

Algunos de los objetos arrojados al depósito / foto Cremaschi M, Griggs C et al.

Resulta tentador pensar que se trataba de crear una superficie reflectante en la que se pudiera ver y en la que se pusieran algunas ofrendas, pero también se miraba al cielo por encima y a la vinculación de la tierra, el cielo y el agua (la lluvia), dijo Manning.

Dado que los asentamientos cercanos en este extremo sur de la llanura del Po se construyeron con diques y terrazas, y que la región era productiva desde el punto de vista agrícola con mucha gestión del agua, el agua era claramente importante para todos los aspectos de la vida de los constructores. Al menos durante un tiempo.

El colapso de todo el sistema social y económico de la zona en torno al año 1200 a.C. parece producirse porque se vuelve mucho más seca, dijo Manning.


Fuentes

Cornell Chronicle (Cornell University) / Cremaschi M, Griggs C, Kocik C, Mutti A, Zerboni A, Manning SW (2021) Dating the Noceto Vasca Votiva, a unique wooden structure of the 15th century BCE, and the timing of a major societal change in the Bronze Age of northern Italy. PLoS ONE 16(6): e0251341. doi.org/10.1371/journal.pone.0251341