Artaxata, la historia de la ‘Cartago armenia’

Vista del yacimiento de Artaxata / foto Jona Lendering en Wikimedia Commons

Según cuenta el historiador griego Plutarco en su relato de la vida de Lucio Licinio Lúculo, la antigua ciudad de Artaxata (situada al sur de la moderna Artashat, en la provincia armenia de Ararat) se construyó gracias al consejo del general cartaginés Aníbal, que además habría dirigido las obras.

Se dice que Aníbal el cartaginés, después de que Antíoco fuera conquistado por los romanos, lo dejó y fue a Artaxias el armenio, a quien dio muchas sugerencias e instrucciones excelentes. Por ejemplo, observando que una parte del país que tenía las mayores ventajas y atracciones naturales estaba ociosa y descuidada, trazó un plan para una ciudad allí, y luego llevó a Artaxias (Artashes) al lugar y le mostró sus posibilidades, y le instó a emprender la construcción. El rey estaba encantado y le rogó a Aníbal que dirigiera la obra él mismo, con lo que surgió una ciudad muy grande y hermosa que fue nombrada en honor al rey y proclamada capital de Armenia

Plutarco, Vida de Lúculo XXXI.3-4
Localización de Artaxata en Google Maps

El rey Artaxias I fue el fundador de la dinastía Artáxida que gobernó Armenia desde 189 a.C. hasta la conquista romana en el año 12 a.C. En 176 a.C. fundó la ciudad de Artaxata para que le sirviera como capital, por lo que también fue conocida con el nombre de Vostan Hayots (corte de los armenios). El historiador Moisés de Corene, que escribió en el siglo V d.C. dice que Artashes viajó al lugar de la confluencia del Yeraskh y el Metsamor y, como le gustaba la posición de las colinas adyacentes al Monte Ararat, la eligió como ubicación de su nueva ciudad, dándole su nombre.

Que la ciudad era un gran centro de la cultura helenística está fuera de toda duda, tanto Plutarco como Estrabón indican que la ciudad era grande y estaba profusamente adornada, llamándola la Cartago armenia. La intervención de Aníbal en su construcción es más controvertida.

Reconstrucción ideal de Artaxata / foto Franck devdjian en Wikimedia Commons

Es cierto que por aquella época el general cartaginés residía en Libisa, en la costa oriental del Mar de Mármara como invitado del rey de Bitinia. Y también que se le atribuye la fundación de otra ciudad, Prusa (la actual Bursa en Turquía). Pero la fecha de su muerte sugerida por Tito Livio habría sido unos 7 años antes de la fundación de Artaxata, esto es, 183 a.C.

Claro que es significativo que esa sea también la fecha de la muerte de su mayor enemigo, Escipión el Africano, por lo que no hay que descartar que Livio hiciera coincidir la fecha de ambos fallecimientos a propósito.

Muros de la acrópolis de Artaxata / foto dominio público en Wikimedia Commons

De donde tomó Plutarco la idea de que Aníbal había tenido algo que ver en la nueva capital armenia nos es desconocido. Lo que sí sabemos es que Artashes construyó una fortaleza rodeada por un foso en lo alto de la acrópolis de la ciudad, y poco a poco convirtió a Artaxata en un floreciente centro económico y político lleno de templos, termas, mercados, talleres y estatuas.

Poco antes de que llegaran los romanos, durante el reinado de Artavasdes II entre 55 y 34 a.C. se construyó un anfiteatro, el primero de toda la región. En esa época Artaxata había sido abandonada como capital en favor de Tigranocerta, más cercana a los nuevos territorios conquistados. Pero en el año 60 a.C., ante el avance romano, volvió a ejercer esa función.

Restos de Artaxata / foto dominio público en Wikimedia Commons

Sus murallas no resistieron a las legiones de Cneo Domicio Corbulón al año siguiente (59 a.C.), que la conquistó y arrasó. El emperador Nerón aprovechó entonces para promover su reconstrucción concediéndole al rey Tiridates I 50 millones de sestercios, así como el envío de arquitectos e ingenieros para tal fin. La única condición fue que la ciudad pasaría a llamarse Neronia.

La muerte del emperador supondría la recuperación de su nombre original, Artaxata, y la recuperación del esplendor cultural y económico, hasta la completa destrucción en el año 369 d.C. por el imperio sasánida bajo Sapor II.

La zona de los baños / foto dominio público en Wikimedia Commons

La ciudad fue redescubierta por arqueólogos soviéticos en la década de 1920, aunque no se realizarían excavaciones arqueológicas hasta la década de 1970. El yacimiento se encuentra a unos 8 kilómetros al sur de la moderna Artashat (fundada por el gobierno de la URSS en 1945).


Fuentes

Encyclopaedia Iranica / Geografía (Estrabón) / Vida de Lúculo (Plutarco) / The Hellenistic settlements in the east from Armenia and Mesopotamia to Bactria and India (Getzel M.Cohen) / Wikipedia