Prästens Badkar, un volcán único de arena fósil a orillas del Báltico

Cerca de la pequeña localidad de Vik, en la región sueca de Österlen a orillas del Mar Báltico, hay una curiosa formación geológica única, un volcán de arena fósil que se formó durante el período Cámbrico hace entre 485 y 500 millones de años, a comienzos de la era Paleozoica.

Una época en la que empezaban a proliferar en la Tierra los organismos pluricelulares complejos, como algunos tipos de algas y los trilobites, que se unían a las ya abundantes esponjas y medusas.

Localización en Google Maps

En aquel momento la arena en cuestión se saturó con agua, pero tenía una densidad de almacenamiento muy baja y además se encontraba bajo una capa impermeable arcillosa. Por efecto de la tectónica y la sobrepresión sobre el agua atrapada, el suelo se licuó y dio lugar a la formación de una estructura muy parecida a un cono volcánico, con el agua ascendiendo como un sifón y brotando entre las capas impermeables arrastrando consigo a la arena.

Se trata del mismo principio que se sigue para crear un pozo artesiano (agua subterránea atrapada entre capas impermeables de roca que ejercen presión sobre ella) pero que se puede encontrar de manera natural en muchos lugares del mundo.

Lo curioso del Prästens Badkar, como llaman al pequeño volcán en Suecia (en castellano sería algo así como el baño del predicador, porque según la leyenda allí se dio un chapuzón uno) es que es el único del mundo encontrado en superficie y no sumergido (a pesar de su cercanía al agua, en el Báltico no hay mareas).

Con el tiempo, durante millones de años, la arena colapsó y se fue fosilizando en roca arenisca, dando como resultado el aspecto actual de la estructura.

Por su rareza el volcán ha sido objeto de profusos estudios por parte de geólogos, y hoy constituye uno de los principales atractivos turísticos de la pequeña Vik, con sus apenas 300 habitantes. En la región de Österlen se conocen otros 100 volcanes similares, pero ninguno de ellos ha podido ser analizado, al estar todos sumergidos en el mar.

En la arenisca del Prästens Badkar se puede ver el fósil de un Diplocraterion parallellum, es decir, el rastro vertical del paso (o la madriguera) de un antiguo organismo.


Fuentes

Guidebook Sweden / Mior.se / Äppelkusten / Wikipedia