Categorías
Ciencia Historia

La mayor secuenciación de ADN vikingo revela que no todos eran escandinavos y podría cambiar la historia

Foto Werner Karrasch - The Viking Ship Museum in Roskilde en Flickr

Invasores, piratas, guerreros… los libros de historia nos enseñaron que los vikingos eran depredadores que viajaban por mar desde Escandinavia para saquear y asaltar poblaciones por toda Europa y más allá.

Ahora la secuenciación del ADN de más de 400 esqueletos vikingos de sitios arqueológicos dispersos por toda Europa y Groenlandia arroja resultados que reescribirán los libros de historia. Algunos de estos resultados muestran que:

  • Los esqueletos de famosos sitios de entierro vikingos en Escocia eran en realidad gente local que podría haber asumido identidades vikingas y fueron enterrados como vikingos.
  • Muchos vikingos tenían pelo castaño, no rubio.
  • La identidad vikinga no se limitaba a las personas con ancestros genéticos escandinavos. El estudio muestra que la historia genética de Escandinavia fue influenciada por genes extranjeros de Asia y el sur de Europa antes de la era vikinga.
  • El legado genético en el Reino Unido ha dejado a la población hasta un 6% de ADN vikingo.

El proyecto de investigación de seis años, publicado en Nature (16 de septiembre de 2020), desacredita la imagen moderna de los vikingos. Ha sido dirigido por el profesor Eske Willerslev, miembro del St John’s College de la Universidad de Cambridge y director del Centro de Geogenética de la Fundación Lundbeck de la Universidad de Copenhague.

Según Willerslev, tenemos esta imagen de vikingos bien conectados que se mezclan entre sí, comercian y hacen incursiones para luchar contra los reyes en toda Europa porque esto es lo que vemos en la televisión y leemos en los libros – pero genéticamente hemos demostrado por primera vez que no era ese tipo de mundo. Este estudio cambia la percepción de quién era realmente vikingo – nadie podría haber predicho que estos importantes flujos genéticos hacia Escandinavia desde el sur de Europa y Asia ocurrieron antes y durante la era vikinga.

La palabra vikingo viene del término escandinavo vikingr que significa pirata. La Edad Vikinga generalmente se refiere al período desde el 800 d.C., unos pocos años después de la primera incursión registrada, hasta el 1050, unos pocos años antes de la conquista normanda de Inglaterra en 1066. Los vikingos cambiaron el curso político y genético de Europa y más allá: Canuto el Grande se convirtió en Rey de Inglaterra, Leif Eriksson se cree que fue el primer europeo en llegar a América del Norte – 500 años antes que Cristóbal Colón – y a Olaf Tryggvason se le atribuye el haber llevado el cristianismo a Noruega. Muchas expediciones incluyeron incursiones en monasterios y ciudades a lo largo de los asentamientos costeros de Europa, pero el objetivo de comerciar con productos como pieles, colmillos y grasa de foca era a menudo el objetivo más pragmático.

Reconstrucción artística de vikingos del sur de Europa, enfatizando el flujo de genes extranjeros en la Era Vikinga de Escandinavia detectado en el estudio / foto Jim Lyngvild – Simon Fraser University en Flickr

El profesor Willerslev añade que no sabíamos genéticamente cómo eran realmente hasta ahora. Encontramos diferencias genéticas entre las diferentes poblaciones vikingas de Escandinavia, lo que demuestra que los grupos vikingos de la región estaban mucho más aislados de lo que se creía. Nuestra investigación incluso desacredita la imagen moderna de los vikingos de pelo rubio, ya que muchos tenían pelo castaño y estaban influenciados por la afluencia genética del exterior de Escandinavia.

El equipo de académicos internacionales secuenció todo el genoma de 442 hombres, mujeres, niños y bebés de la era vikinga a partir de sus dientes y huesos petrificados encontrados en cementerios vikingos. Analizaron el ADN de los restos de un entierro en barco en Estonia y descubrieron que cuatro hermanos vikingos murieron el mismo día. Los científicos también han revelado que los esqueletos masculinos de un lugar de enterramiento vikingo en Orkney (Escocia) no eran en realidad genéticamente vikingos a pesar de estar enterrados con espadas y otros recuerdos vikingos.

No había una palabra para Escandinavia durante la era vikinga – eso vino después. Pero el estudio muestra que los vikingos de lo que hoy es Noruega viajaron a Irlanda, Escocia, Islandia y Groenlandia. Los vikingos de lo que hoy es Dinamarca viajaron a Inglaterra. Y los vikingos de lo que hoy es Suecia fueron a los países bálticos. Sin embargo, los vikingos de estas tres naciones sólo muy raramente se mezclaron genéticamente. Tal vez eran enemigos o tal vez hay alguna otra explicación válida. Simplemente no lo sabemos.

El Dr. Ashot Margaryan, profesor adjunto de la Sección de Genómica Evolutiva del Instituto Globe de la Universidad de Copenhague y primer autor del artículo, afirma que realizamos el mayor análisis de ADN de los restos vikingos para explorar cómo encajan en el cuadro genético de los antiguos europeos antes de la era vikinga. Los resultados fueron sorprendentes y algunos responden a preguntas históricas de larga data y confirman supuestos anteriores que carecían de pruebas.

Leif Erikson descubre América (Christian Krohg)/Imagen: Dominio público en Wikimedia Commons

El profesor Martin Sikora, uno de los principales autores del documento y profesor asociado del Centro de Geogenética de la Universidad de Copenhague, indicó que descubrimos que los vikingos no eran sólo escandinavos en su ascendencia genética, ya que analizamos las influencias genéticas en su ADN de Europa meridional y Asia, lo que nunca antes se había contemplado. Muchos vikingos tienen altos niveles de ascendencia no escandinava, tanto dentro como fuera de Escandinavia, lo que sugiere un flujo genético continuo a través de Europa.

El análisis del equipo también encontró que los genéticamente pictos se «convirtieron» en vikingos sin mezclarse genéticamente con los escandinavos. Los pictos eran pueblos de habla celta que vivían en lo que hoy es el este y el norte de Escocia durante la última etapa de la Edad del Hierro británica y los primeros períodos medievales.

El Dr. Daniel Lawson, autor principal de la Universidad de Bristol, explicó que individuos con dos padres genéticamente británicos que tenían entierros vikingos fueron encontrados en las Orcadas y Noruega. Este es un lado diferente de la relación cultural de los vikingos con los saqueos.

La era vikinga alteró el mapa político, cultural y demográfico de Europa en formas que aún hoy son evidentes en los topónimos, apellidos y la genética moderna.

El profesor Søren Sindbæk, arqueólogo del Museo Moesgaard en Dinamarca que colaboró en el trabajo, explicó que las diásporas escandinavas establecieron el comercio y los asentamientos desde el continente americano hasta la estepa asiática. Exportaban ideas, tecnologías, idiomas, creencias y prácticas y desarrollaron nuevas estructuras sociopolíticas. Es importante que nuestros resultados muestren que la identidad ‘vikinga’ no se limitó a las personas con ancestros genéticos escandinavos. Dos esqueletos de las Orcadas que fueron enterrados con espadas vikingas en tumbas de estilo vikingo son genéticamente similares a los actuales irlandeses y escoceses y podrían ser los primeros genomas pictos jamás estudiados.

El profesor adjunto Fernando Racimo, también autor principal con sede en el Centro de Geogenética de la Universidad de Copenhague, subrayó lo valioso que es el conjunto de datos para el estudio de los rasgos complejos y la selección natural en el pasado. Esta es la primera vez que podemos echar un vistazo detallado a la evolución de las variantes bajo la selección natural en los últimos 2.000 años de la historia europea. Los genomas vikingos nos permiten desentrañar cómo se desarrolló la selección antes, durante y después de los movimientos vikingos a través de Europa, afectando a los genes asociados a rasgos importantes como la inmunidad, la pigmentación y el metabolismo. También podemos empezar a inferir la apariencia física de los antiguos vikingos y compararlos con los escandinavos de hoy en día.

El legado genético de la Era Vikinga vive hoy en día en el seis por ciento de la población del Reino Unido que tiene ADN vikingo en sus genes, comparado con el 10 por ciento en Suecia.

El profesor Willeslev concluyó que los resultados cambian la percepción de quiénes eran realmente vikingos. Los libros de historia necesitarán ser actualizados.


Fuentes

St.John’s College – University of Cambridge / Simon Fraser University / Margaryan, A., Lawson, D.J., Sikora, M. et al. Population genomics of the Viking world. Nature 585, 390–396 (2020). doi.org/10.1038/s41586-020-2688-8