Categorías
Arqueología

Encuentran una bañera romana bien conservada en la ciudad suiza de Baden


Arqueólogos encontraron una bañera romana que formó parte de los legendarios baños al aire libre de Santa Verena en la ciudad suiza de Baden. Los baños, cuyo origen es romano, se utilizaron durante toda la Edad Media y hasta el siglo XIX. Es probable que la pequeña estructura romana quedase olvidada y en desuso durante esa época, de ahí su buen estado de conservación.

Baden, que está situada a unos 25 kilómetros al noroeste de Zurich, fue fundada por los romanos como Aquae Helveticae hacia el año 20 d.C., debido a sus numerosos manantiales termales, y a pocos kilómetros del campamento legionario de Vindonissa.

Inscripción romana procedente de Aquae Helveticae / foto Badener en Wikimedia Commons

El hallazgo fue realizado durante la instalación de una nueva tubería en la Kurplatz del centro de la localidad. Los arqueólogos creen que la bañera data de la segunda mitad del siglo I o de principios del siglo II. Estaba conectada a un conducto más tardío de hormigón que traía el agua desde las fuentes termales.

El descubrimiento es importante porque pude proporcionar pistas sobre si hubo un uso continuo de los baños entre las épocas romana y medieval, algo que todavía no está totalmente probado.

Se sabe que el lugar fue incendiado por las legiones durante los disturbios del año 69 d.C., el año de los cuatro emperadores, pero rápidamente reconstruido. Incluso cuando las legiones abandonaron Vindonissa a principios del siglo II, los baños continuaron funcionando y, en el siglo IV se construyó una muralla defensiva para protegerlos de las incursiones germánicas.

La evidencia arqueológica sugiere que algunas de las instalaciones permanecieron en funcionamiento hasta el siglo IX. Después de eso poco se sabe, hasta que en el siglo XIII la ciudad fue reconstruida, con nuevas instalaciones de baños y un nuevo nombre, Baden, la palabra germánica que significa baños.

El lugar del hallazgo en Baden / foto Kantonsarchäologie Aargau

Toda la ciudad romana y sus baños se encuentran bajo la actual ciudad balneario, construyéndose sobre ella tanto los baños termales medievales como los modernos. Todo apunta a que el conducto encontrado se utilizó tras la reconstrucción medieval, capturando el agua del manantial directamente sobre la estructura romana original, lo que podría ser un indicativo de uso continuado.


Fuentes: Swissinfo / Aargauer Zeitung.