Encuentran el pecio intacto más antiguo del mundo, un barco griego de hace 2.400 años

Arqueólogos que investigan el fondo submarino en la costa del Mar Negro, a la altura de la localidad de Varna y a unos 80 kilómetros mar adentro, encontraron varios pecios antiguos. Entre ellos destaca uno, tanto por su estado como por sus características especiales.

Se trata de un barco mercante de unos 22 metros de eslora cuyo pecio ha permanecido prácticamente intacto, con su mástil, timones y bancos de remo, gracias sobre todo a la ausencia de oxígeno a los casi dos kilómetros de profundidad en que se halla. Hasta los restos del pescado que comían los marineros permanecen intactos en cubierta.

Foto Black Sea Map Archaeology Project

La antigüedad del barco se estima en más de 2.400 años, pero además es la primera vez que se encuentra un navío similar al representado, por ejemplo, en el famoso Vaso de las Sirenas. Es una vasija de cerámica ática pintada en figuras rojas, que muestra a Odiseo a bordo de su barco y atado al mástil para resistir al canto de las sirenas. Fue realizada más o menos en la misma época, hacia el 480–470 a.C.

Una pequeña pieza del barco, analizada con carbono por la Universidad de Southampton, confirmó que se trata del naufragio intacto más antiguo del mundo.

El vaso de las Sirenas / foto British Museum

Como decíamos, se trata de uno de los más de 60 pecios encontrados por un equipo internacional de arqueólogos, científicos y topógrafos marinos, que lleva tres años trabajando en la zona, dentro del Proyecto Arqueológico Marítimo del Mar Negro.

Según Jon Adams, investigador principal del proyecto, un barco del mundo clásico que sobrevive intacto a una profundidad de más de 2 kilómetros es algo que nunca hubiera creído posible. Esto cambiará nuestra comprensión de la construcción naval y la navegación en el mundo antiguo.

Foto Black Sea Map Archaeology Project

Fuentes: The Guardian / British Museum / Black Sea Maritime Archaeology Project