La casa principesca europea que pone el mismo nombre a todos sus varones, y reinicia la numeración cada siglo

Castillo de los príncipes de Reuss en Greiz / foto dominio público en Wikimedia Commons

Si decimos que el actual jefe de una casa principesca europea venida a menos lleva el nombre de Enrique XIV, que su predecesor era Enrique IV y, asimismo, el predecesor de éste se titulaba Enrique XLV, muchos pensaran que hay algo que no encaja. Efectivamente, la numeración parece completamente aleatoria. Pero hay una explicación.

La Casa de Reuss era, todavía es, una familia nobiliaria alemana que desde principios del siglo XI gobernó varios estados independientes y principados, todos ellos localizados dentro del actual Estado Federado de Turingia.

Hacia 1244 la familia se dividió en tres ramas, una de las cuales se extinguió a principios del siglo XVII. Las otras dos pasaron a conocerse como Línea Mayor y Línea Menor.

Territorios de los principados de Reuss, Línea Mayor y Menor / foto dominio público en Wikimedia Commons

La Línea Mayor gobernó el Principado del Alto y Bajo Greiz, mientras que la Línea Menor reinaba sobre el territorio más amplio de Reuss-Gera. Los gobernantes tenían el título de Príncipes (Fürst en alemán), y el resto de la familia el tratamiento de Alteza serenísima. Ambas líneas perdieron sus tronos tras la Primera Guerra Mundial, cuando sus principados fueron integrados en el actual estado de Turingia.

La existencia de esta familia no se distinguiría mucho en la historia política de Europa si no fuera por el curioso detalle que comentábamos al comienzo. Y es que desde el año 1200 aproximadamente, y hasta la actualidad, a todos los varones de la Casa de Reuss se les pone el mismo nombre: Heinrich (Enrique, en castellano).

Heinrich XXVII en 1913 / foto dominio público en Wikimedia Commons

Da igual que sean príncipes herederos o descendientes de un tercer hermano alejado de la línea de sucesión, todos se llaman, desde hace 800 años, Heinrich.

Esto evidentemente no es nada práctico, o sí, depende de como se mire. Así que para distinguir a unos de otros se les asignan números correlativos según van naciendo. En la Línea Mayor empiezan por el 1 (Heinrich I) y cuando llegan al 100 (Heinrich C) vuelven a empezar otra vez. En la Línea Menor son más pragmáticos y resetean el contador cada final de siglo volviendo a empezar con el número 1.

Dice la leyenda que lo hacen en honor del emperador Enrique VI Hohenstaufen, quien les habría otorgado buena parte de los territorios que gobernaban.

Guardia de palacio en el castillo de Reuss-Gera / foto dominio público en Wikimedia Commons

Hoy en día la Casa de Reuss es una familia soberana no reinante, similar a las Casas de Austria, Prusia, Hannover, Hesse, Baviera o Romanov. El último gobernante fue Enrique XXVII, príncipe de la Línea Menor y regente de la Mayor hasta 1919.

Y sin embargo, el actual jefe de la casa de Reuss es el príncipe Enrique XIV. No es, como ya dijimos, que la numeración sea aleatoria. Significa que Enrique XIV fue el decimocuarto varón Reuss nacido en el siglo XX (en su caso 1955). De hecho su hijo mayor, que es el heredero, se llama Enrique XXIX (nacido en 1997), por tanto el vigesimonoveno varón Reuss nacido todavía en el siglo XX.

Su segundo hijo es Enrique V, nacido en 2012, y quinto varón Reuss nacido en el siglo XXI.

Fuentes: Casa de Reuss – Sitio Oficial / Europe, past and present (Franz Heinrich Ungewitter) / Almanach de Gotha / Online Gotha / Wikipedia.