Street Foods de Nápoles: viajes gastronómicos a otro nivel

Si pensamos en Nápoles, lo primero que se nos viene a la mente es la imagen de una sabrosa porción de pizza con mozzarella y albahaca fresca. Es el inmenso poder de la gastronomía local, que cobra cada vez mayor fuerza a la hora de escoger un destino turístico.

Los portales de viajes son un reflejo de esa pasión por las tradiciones culinarias. Junto a informaciones diversas sobre rutas, sitios de interés e historia local, los street food más recomendados por eDreams sirven de guía para miles de viajeros. Y es que los álbumes de fotos no solo se llenan con instantáneas de monumentos. Cada vez más, la comida callejera inunda los selfies y se convierte en protagonista.

Pizza napolitana, Patrimonio inmaterial de la Unesco

Los apasionados del street food tienen donde escoger en su visita a Nápoles. La capital de la región de Campania, y tercera ciudad de Italia junto a Roma y Millán, es un museo al aire libre y un reflejo permanente de la creatividad italiana, tanto en el aspecto artístico como en el culinario.

Como no podía ser de otra forma, la ciudad de Nápoles está repleta de pizzerías, en las que se elabora la típica masa fina característica de la zona. En cuanto a variedades, en realidad solo hay dos. Las auténticas pizzas napolitanas son la “marinara”, que a pesar del nombre solo lleva tomate, ajo y orégano, y la popular “margherita“, a base de mozzarella, tomate y albahaca fresca.

Otra comida típica de Nápoles son los “spaghetti al pomodoro” que, según la tradición, deben elaborarse con el tomate del Vesubio Piennolo, también llamado “spungilli”.

Dónde comer en Nápoles

Pero no solo de pizza y pasta vive el hombre. La tradición culinaria de Nápoles incluye otros platos muy interesantes, que podemos encontrar en zonas como el mercado de la Pignasecca o el barrio del Vomero.

En Via Pignasecca se extiende un mercado al aire libre con tiendas, pizzerías y establecimientos de comida para llevar, donde se pueden degustar deliciosos cucuruchos de anchoas (alici), calamares fritos o la típica frittatina. El barrio del Vomero es otro núcleo destacado en el panorama de la comida callejera. Croquetas, pasta, arancini di riso… son algunas de las creaciones que nunca faltan en este elegante barrio napolitano.

De los fritos a las croquetas de arroz

Los napolitanos son una auténticos amantes de los fritos y están presentes en múltiples elaboraciones culinarias que no te puedes perder en tu visita a Nápoles. Aquí van algunos ejemplos:

  • ‘O Cuoppo: es una mezcla de alimentos fritos, como verduras, carnes o pescados, que se sirve en cucuruchos de cartón. Puede incluir también ingredientes dulces.
  • Frittatina: es una especie de tortita prensada hecha a base de pasta, huevo, parmesano y queso de oveja. Existen múltiples variedades, pero la tradicional es la que incluye panceta y pimienta negra.
  • Arancino di riso: son bolitas o croquetas de arroz, a las que se suele añadir salsa boloñesa, queso y guisantes.
  • Anchoas fritas: es un delicioso plato que se elaborada friendo las anchoas por partida doble. Primero se fríen solas, y posteriormente se rebozan en harina para pasarlas de nuevo por la sartén.

Y para los aficionados a los dulces, no dejéis de probar las sfogliatelle y el delicioso babà, dos postres inconfundibles de la tradición napolitana.