Torpedownia, una plataforma alemana de prueba de torpedos abandonada en Polonia

Restos del ferrocarril de Torpedownia / foto Shutterstock

Uno de los restos arquitectónicos de la Segunda Guerra Mundial más curiosos es la plataforma Schießstand de prueba de torpedos que los nazis construyeron en la bahía de Puck, en el golfo de Gdansk en Polonia.

Utilizada por la marina alemana para desarrollar y probar armas submarinas, el complejo consistía en una estructura principal en Hexengrund (hoy llamado Babie Doly), desde donde se lanzaban los torpedos para probarlos, y dos edificios menores situados a ambos lados del golfo y entre los que se extendía una red.

La estructura principal tiene cuatro plantas y forma de U, y en su centro se levanta la torre de mando, realizada en hormigón armado. Las alas están separadas unos seis metros, y su profundidad alcanza los siete metros. Contenía dos lanzadores de torpedos a unos cuatro metros de profundidad.

Para probar los proyectiles los disparaban contra Jastarnia, población costera situada en la península de Hel. Y los torpedos que quedaban atrapados en la red que cerraba el golfo se reutilizaban, ya que para probarlos no utilizaban carga explosiva en los cabezales.

Torpedownia / foto Shutterstock
Torpedownia / foto Shutterstock

La plataforma estuvo en uso casi hasta el final de la guerra. En abril de 1945 sirvió como punto de embarque para miles de refugiados alemanes que huían del Este y eran recogidos allí por barcos y trasladados al Oeste, huyendo del avance soviético. Todavía el 5 de mayo fueron evacuados de la estación hasta 3.500 alemanes que permanecían allí esperando. Antes de irse definitivamente los alemanes destruyeron el muelle con torpedos, para dificultar el acceso al edificio. A la mañana siguiente fue ocupado por las tropas soviéticas.

Al finalizar la guerra los soviéticos continuaron utilizando las instalaciones para entrenamiento de submarinistas, pero toda la maquinaria fue removida y enviada a la Unión Soviética, donde posiblemente se volvió a montar.

Hoy en día a la estación se la conoce popularmente como Torpedownia. Está completamente abandonada, aunque las autoridades permiten bucean en las inmediaciones y acceder a ella en botes.

Torpedownia / foto Shutterstock
Torpedownia / foto Shutterstock

En las cercanías había otra estación que funcionaba como centro de investigación de la Luftwaffe, que incluía un puerto de madera y dos pistas de aterrizaje. Ambos, aunque independientes, estaban conectados por un ferrocarril de via estrecha, al que los alemanes apodaban el tren expreso Casubio. Éste corría a todo lo largo de la playa del puerto de Oksywie y se internaba en el mar hasta las dos estaciones.

Formosa
Formosa

Esta estación sigue actualmente en uso como centro especializado en servicios de guiado y medición marítima, aunque se demolió la torre de control y se sustituyó el dique de madera por uno de hormigón. Se la apoda popularmente como Formosa.