Categorías
Ciencia Naturaleza

Un fósil viviente de molusco cefalópodo redescubierto en el Pacífico Sur


Fue el pasado mes de julio cuando Peter Ward, biólogo de la Universidad de Washington, volvió a la costa del Pacífico Sur, para redescubrir un extraordinario animal, acaso uno de los más raros del mundo, el Allonautilus scrobiculatus.

Este nautilo es un fósil viviente que este investigador y su colega Bruce Saunders, profesor de Geología del Bryn Mawr College de Pennsylvania, habían avistado en 1984 cerca de la Isla Ndrova, en Papúa Nueva Guinea.

Este molusco pertenece a la misma familia que los nautilos pero posee unas características que lo hacen único, pues poseen branquias, mandíbulas, una forma de concha y sus aparatos reproductores masculinos muy diferentes de las actuales especies de nautilos.

Esa concha, que solo se podía ver en registros fósiles de hace 500 millones de años, está recubierta por una especie de pelo viscoso cuya función sería para evitar a los depredadores, que lo distingue claramente de los especímenes actuales, familiares lejanos de sepias y calamares.

Tres décadas después del último avistamiento el profesor Ward y su equipo consiguieron filmar a este Allonautilus scrobiculatus en su medio natural. Se valieron de un cebo a base de pescado y carne de pollo situado entre unos 100 y 400 metros de profundidad. Y no localizaron un solo ejemplar sino dos, que lucharon por conseguir ese suculento señuelo.

El equipo investigador estaba compuesto de unas 30 personas que cada día intentaban capturas imágenes de este molusco. Y lograron filmarlos y pocos días después capturaron cuatro ejemplares de los que tomaron muestras de tejidos, mucosas y conchas. Después los devolvieron al mar tras colocarles un localizador.

Los Allonautilus scrobiculatus vive en aguas poco profundas y más templadas, características que lo diferencia de los nautilos, que lo hacen en abismos del océano, donde el agua es más fría.

Sin embargo, no toleran la temperatura de la superficie del mar, pues el agua más cálida acabaría con su vida. Por esta razón, Ward ha alertado de que estos moluscos cefalópodos puedan extinguirse, sobre todo debido a la pesca ilegal y las prospecciones mineras en esta área del Pacífico.

Este mes, el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos va a decidir si los nautilos, que llevan sobre la Tierra entre 1 y 2 millones de años, pasan a ser una especie protegida según la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Flora y Fauna Silvestre, más conocido como tratado CITES.

Vía: Archaeology News Network