Robots construyen puente en Amsterdam con impresión 3D

Ámsterdam es la ciudad de los canales; eso es algo que sabe incluso quien no la haya visitado nunca. Una Venecia del norte atravesada por una red de vías de agua que le confieren el encanto especial de poder recorrerla en lancha pero que obliga, al que prefiera hacerlo a pie, a salvar un buen puñado de puentes.

Algunos de ellos son muy antiguos, con varios siglos de historia, mientras que otros son de factura moderna. Pero todos tienen una cosa en común: el haber sido construidos por la mano del Hombre en varias jornadas de duro trabajo. Algo que cambiará totalmente el último ejemplar que está previsto levantar.

Amsterdam tendra puente construido robots 1

Y es que, si bien su aspecto se debe a la imaginación del diseñador holandés Joris Laarman, cuya verdadera especialidad son los muebles curiosamente, las obras no serán ejecutadas por operarios sino por robots: una pareja de brazos mecánicos que se mueven sobre seis ejes, capaces de girar en otros tantos planos y que irán imprimiendo en 3D la estructura del puente in situ.

Ésta, de acero y profusamente adornada, irá avanzando según se imprima y coloque, soportando mientras tanto el propio peso de sus inauditos constructores. Así, el puente se empezará en una ribera e irá creciendo poco a poco, como si se tratase de la nariz de Pinocho. Un sorprendente proyecto desarrollado por MX3D, que es una startup de tecnología creada por el citado Laarman para investigar sistemas de impresión de grandes estructuras complejas.

Amsterdam tendra puente construido robots 2

Cuenta para ello con el apoyo de una compañía de diseño Autodesk y la constructora Heijmans. El objetivo común inmediato es empezar a erigir edificios con ese método con la idea de poder plasmar materialmente, en la realidad, lo que pase por la imaginación de un diseñador. De momento no de ha revelado aún dónde se colocará el puente en cuestión, aunque parece que se pretende tenerlo listo para 2017.

Vía: Dezeen