Los hoteles insólitos de Harlingen: la lancha salvavidas 1

Los hoteles insólitos de Harlingen: la lancha salvavidas

Hoteles insolitos Harlingen lancha salvavidas

Vamos a terminar la miniserie dedicada a los hoteles insólitos de Harlingen con el tercero y último de ellos. Si días atrás vimos que esa localidad del norte de los Países Bajos -provincia de Frisia, concretamente-, pequeña, recoleta e incluida por la UNESCO en su lista del Patrimonio de la Humanidad en 2009, había rehabilitado dos instalaciones portuarias como un faro y una grúa para que sirviesen de hotel, hoy toca ver cómo hicieron lo mismo con algo igual o aún más sorprendente: una lancha salvavidas.

Se trata de la Lilla Marras, una embarcación fabricada en Gran Bretaña, de la clase Watson, construida en 1955 en el astillero de Groves y Guttridge, en East Cowes (Inglaterra). Originalmente tenía dos motores Ferry VE4 de cuarenta caballos con los que se enfrentó a los difíciles mares norteños para rescatar marinos en dificultades: treinta y siete le deben le deben la vida, aunque completó más de un centenar de servicios en las costas inglesa, escocesa e irlandesa.

Hoteles insolitos Harlingen lancha salvavidas 2

En 1979 pasó a la reserva y tres años más tarde agotaba su vida activa al ser retirada. Pero aún le quedaba cuerda, como se demostró cuando fue comprada por un particular holandés aficionado a ese tipo de naves que decidió su reutilización para alojamiento. Para ello, entre 2000 y 2001 se sometió a una reforma dirigida por Willem Koornstra que no sólo supuso cambiar los motores por otros más modernos y potentes sino convertir su interior en un minihotel de lujo (mide 14,30 metros de eslora por 3,9 de manga).

Aunque de aspecto sobrio, como corresponde a una lancha a la que se quiere conservar su espíritu marinero, los decoradores la han dotado de tres departamentos que se suceden linealmente, de proa a popa. Tienen capacidad para dos huéspedes e incluyen una cabina que hace de salita (sillones, mesa, mueble con equipo audiovisual), el cockpit exterior para tomar el desayuno y una tercera que sirve de camarote, dotada de cama (con forma de lirio acuático, planta que da nombre al barco) y cuarto de baño, todo ello en espléndida madera de caoba.

Hoteles insolitos Harlingen lancha salvavidas 3

Además, la Lilly Marras dispone de minibar, lector de DVD(CD), radioteléfono VHS y una estación metereológica. Las ventanas son corredizas y los acabados, magníficos. ¿Cómo mejorar esto? Con su propio capitán: aunque la lancha-hotel está en un dique seco, se puede botar al agua para navegar unas horas. Por eso las tarifas son variadas, dependiendo de si se hace una reserva exclusivamente para alojarse o también se desea salir al mar; eso sí, la mínima es de 199 euros.

Hoteles insolitos Harlingen lancha salvavidas 4

Más información: Redingsboot in Harlingen