El cerebro percibe que somos adictos a Facebook


La adicción a Facebook, la red social creada por Mark Zuckerberg en 2004, es una cuestión sobre la que los expertos han venido hablando en los últimos meses. Estar continuamente colgado de esta plataforma y dejar todo en un momento todo lo que estás haciendo por comprobar un mensaje, subir una foto o compartir un contenido sin importancia puede ser síntoma de que hay un problema.

Esta adicción a Facebook la han argumentado en un estudio publicado en el número de diciembre de la revista ‘Psychological Reports: Disability And Trauma’. Según uno de sus autores, Ofir Turel, psicólogo de la California State University en Fullerton, comenta que la adicción se nota a nivel cerebral.

En esta publicación sus autores cuentan que estos comportamientos compulsivos en redes sociales como Facebook tendrían unos patrones en el cerebro similares a los de los que se aprecian en adictos a las drogas. Aunque en el caso de los primeros tendrían una mayor actividad en los sistemas impulsivos del cerebro.

Facebook, y otras plataformas sociales entre las que podríamos también incluir la cada vez más popular Snapchat o, por extensión, Whatsapp, también propiedad de Mark Zuckerberg, tendría tal efecto en sus usuarios que ellos no tendrían la motivación para controlar esta conducta porque no son conscientes de que son adictos.

Ofir Turel y sus compañeros basaron su estudio en una muestra de 20 estudiantes universitarios a los que sometieron a un cuestionario para evaluar los síntomas de adicción asociados con el uso continuado de Facebook, como sería el pasar algún día sin usarlo.

En su investigación, utilizaron un equipo de imagen por resonancia magnética para analizar el cerebro de los estudiantes mientras veían una serie de imágenes online como logos u otro tipo de material gráfico procedente de Facebook combinadas con diversas señales de tráfico completamente neutrales. Deberían interactuar con estas imágenes presionando.

El veredicto fue que los adictos a Facebook pulsaban antes el botón al mostrarles las imágenes de Facebook que con imágenes de señales de tráfico. En conclusión, parece que esos usuarios con adicción van a responder en el día a día más rápido a los sonidos de su smartphones que a las señales de tráfico.

Vía: Live Science
Foto por Jayson Photography