Categorías
Diseño

Inventos que nos facilitan el día a día cotidiano


A primera vista pueden confundir al lector, que quizá recordará los ingenios estrafalarios del TBO, los inventos ridículos del profesor Bacterio o incluso aquella tienda de objetos inútiles ideada por Reginald Perrin en una serie televisiva británica. Pero no se dejen llevar por la imaginación ni por esa primera impresión, que, como suele ocurrir, puede ser falsa.

Porque el caso es que se trata de cosas propuestas en serio y, algunas, incluso desarrolladas para su puesta en marcha inminente. Es más, las hay que ya son una realidad y sólo les queda recibir la difusión adecuada para su generalización. Otras lo tienen un poco más difícil, al menos a corto plazo y salvo que su coste se reduzca mucho.

En este último grupo entrarían ideas tan insólitas como instalar pantallas en el suelo de los aseos públicos de los cines, de manera que el espectador que deba salir porque no aguanta más no se pierda lo que está pasando en la película. En otra sección, la de inventos estrambóticos, estarían una especie de bolso para mantener caliente las pizzas, una mochila con capucha o una especie de palanca para sacar las patatas fritas del fondo del bote (!).

Algunas de las propuestas ya existen y no son inhabituales, caso de las máquinas que expenden comida, los cargadores por energía solar, los semáforos con sistema de cuenta atrás o la cinta adhesiva con hilo para abrirla con facilidad. Otras, en cambio, no se ven con la frecuencia que merecen porque serían de enorme utilidad en nuestra vida cotidiana; me refiero a las luces que indican plazas libres en los párkings, las pilas que se recargan mediante un puerto USB o las máquinas que entregan un billete de Metro por cada botella de plástico que se recicle.

Ahora bien, si tuviera que elegir el pódium de las tres mejores, quedaría así:
-Medalla de bronce para el segway-aspiradora.
-Medalla de plata para los bancos con manivela que permiten cambiar el asiento cuando éste se halle mojado.
-Y medalla de oro, como ocurre a menudo, para lo más sencillo pero mejor; no admito discusión: las tazas de café con ranura transversal antigoteo, que necesito ya.

Vía: NuManiáticos