Categorías
Arte Ecología

Un árbol que da cuarenta frutas diferentes


Aunque no tengo ni la más remota idea de jardinería ni de horticultura, sabía por alguna lectura esporádica que no es imposible conseguir árboles que dan frutas diferentes. Ahora bien, hasta el momento la variedad se limitaba a frutas de la misma especie (varios tipos de manzana, por ejemplo), no las cuatro decenas distintas entre sí que ha conseguido el estadounidense Sam Van Arken.

Lo más gracioso quizá sea que el inventor, si es que se le puede llamar así, no se dedica a ninguna ciencia natural sino que es artista -escultor para más señas- y bajo esa óptica parece haberse embarcado en la sorprendente aventura. O sea, que el árbol en cuestión que ha creado se puede considerar una escultura.

Y es que el propio Van Arken describe así el proceso seguido, a base de múltiples injertos y contrainjertos sucesivos de especies distintas a lo largo de cinco años de manera que, tras un centenar de pacientes operaciones de ese tipo, el árbol empezó a dar frutos diferentes según la época del año.

En una estación, ciruelas y nectarinas; en otra albaricoques y cerezas; melocotones y nectarinas en la terceras… Como se ve, todas ellas son frutas con hueso, parecidas entre sí, aunque también incluye almendras. Una auténtica macedonia

Es cierto que Van Aken tenía conocimientos previos de botánica, pues se crió en una finca rural de su familia. Pero no se dedica a eso y, de hecho, es profesor de arte en la Universidad de Siracusa (Nueva York). La idea de alumbrar un árbol polivalente la tuvo en 2008, al saber que una granja experimental cerraba por falta de fondos. La compró y se puso manos a la obra sumando un injerto tras otro, usando dos centenares y medio de especies de frutas.

Como decía antes, Van Aken concebía el trabajo como si estuviera esculpiendo y la prueba es que los ejemplares que ha conseguido hasta la fecha no se quedan en la granja sino que han sido adquiridos por museos de la zona de Nueva York, Nueva Jersey y Massachussets. Ya está preparando una nueva remesa de quince.

Más información: treeof40fruit.com