Categorías
Eventos

Las Guerras Cántabras vuelven a Los Corrales de Buelna


Se conoce como Guerras Cántabras a la campaña realizada en el norte de Hispania por el ejército romano, con vistas a reducir la resistencia presentada por las tribus de astures y cántabros que vivían en lo que hoy equivale al Principado de Asturias y Cantabria, más el norte de León y Palencia.

Fue un conflicto duro, que se prolongó durante una década (del 29 aC. al 19 a.C) y obligó a que el propio emperador en persona tuviera que desplazarse a la zona para dirigir en persona las operaciones. Diez años de batallas dieron para victorias y derrotas por ambas partes, aunque al final se impuso la potente máquina bélica de Roma.

Los nativos fueron derrotados y exterminados -no se hicieron prisioneros-, no sin antes hacer intervenir a cuantiosos enemigos: hasta ocho legiones, aparte de cuerpos auxiliares e incluso una escuadra naval llegada desde Aquitania que cerró la tenaza; en total unos setenta mil hombres.

Como recuerdo de aquel capítulo han quedado numerosos restos arqueológicos y la recreación de los hechos por parte de grupos temáticos especializados que brindan a la gente actual la posibilidad de adentrarse en el conocimiento de la Historia en un tono tan cultural como lúdico. De todas las fiestas de se tipo que se celebran hoy en día, como la de La Carisa en Asturias o la de Carabanzo en Astroga, cabe destacar la que tiene lugar en Los Corrales de Buelna, una pequeña localidad situada en el centro de la región, a doce kilómetros de Santander.

Cito ésta por dos motivos: primero, porque está catalogada como Fiesta de Interés Turístico Nacional desde 2008; y segundo, porque su XIV edición tendrá lugar inminentemente, en dos fines de semana consecutivos: el último de agosto (del 29 al 31) y el siguiente, ya en septiembre (del 5 al l7). Casi dos mil personas asumen los diferentes roles de época, formando por un lado las tribus cántabras y, por otro, las tropas romanas. Hay algunos personajes especiales, como Augusto, el caudillo local Corocotta, el general Agripa, el historiador Estrabón, dioses, etc.

Siguiendo el programa, se reconstruyen sus respectivos poblados y campamento, se recrea el desembarco de los legionarios en Santander (originalmente en Suances) y se reproducen escenas costumbristas de sus formas de vida, incluyendo una boda indígena y un mercado. También hay rituales religiosos paganos, arengas, crucifixión de prisioneros… A ello se unen otro tipo de actividades, como concursos de cuentos, ilustraciones y fotografía, un desfile y muchas más cosas.

Más información: Asociación Guerras Cántabras
Foto: Carolina Sains Canales