Francia prepara un parque temático de «El principito»

Francia prepara parque temático El principito

¿Recuerdan que el martes les hablaba de Puy du Fou, el cuarto parque temático de Francia tras Eurodisney, Astérix y Futuroscope? Pues bien, acabamos de saber que dentro de poco habrá un quinto y, una vez más, dedicado a un personaje de la literatura infantil gala: El principito.

Todos conocen esta pequeña novela escrita por Antoine de Saint-Exupéry, aunque sólo sea por los capítulos del cordero o la boa. O por las ilustraciones, casi todas basadas en las acuarelas originales que realizó el propio autor. Lo que quizá no sepan es que se trata del libro francés más leído y uno de los mas vendidos de todos los tiempos, tras su traducción a más de doscientos cincuenta idiomas.

En fin, por si hay alguien que ni así, el argumento cuenta cómo un piloto al que se la ha averiado el avión en pleno desierto se encuentra con un niño que dice ser un príncipe llegado de otro planeta y con el que, a lo largo de los días que tarde en reparar el motor, intercambia conocimientos y vivencias a cual más curiosa y rara.

Ese mundo fantástico que envuelve la narración cuando el principito le cuenta a su amigo las peculiares características de su mundo será el que reproduzca la empresa Aérophile en el parque temático que prevé abrir en 2014. Concretamente será en Ungersheim, en la región de Alsacia, fronteriza con Alemania, tras una inversión que rondará los cincuenta millones de euros. Un proyecto iniciado este 2013 al rebufo del septuagésimo aniversario de la publicación de la novela.

Para ello se reaprovecharán las instalaciones de otro parque fallido, Bioscope, que estaba dedicado al medio ambiente pero cerró el año pasado. Habrá un bar aéreo que permitirá a los visitantes hacer sus consumiciones a decenas de metros de altura y asomados al vacío, salas de cine que proyectarán películas sobre el personaje y una zona zoológica centrada en los animales que salen en la novela (corderos, zorros, mariposas, serpientes…)

Pero lo más espectacular serán los dos globos gigantes (al fin y al cabo Aérophile es una empresa fabricante de aerostatos) que representarán los planetas visitados por le petit prince en su viaje intergaláctico. En realidad deberían ser siete en total pero supongo que dos bastan como símbolo.

Ya saben: si son de ésos que ante el correspondiente dibujo básico, en vez de ver un sombrero ven una boa que se ha comido un elefante, éste será su parque.