Categorías
Ciencia Ecología

Cometas para aprovechar la energía de las corrientes marinas


La búsqueda de fuentes de energía renovable sigue imparable, escarbando en los lugares más insospechados. Una de las últimas propuestas, presentada en 2010, es aprovechar las corrientes marinas, intensificando su potencia y convirtiéndola en energía eléctrica, tal cual hacen los molinos de viento con el aire. El método para llevarlo a cabo es anclar cometas como las de la imagen que, según cálculos, para 2020 podrían suministrar suficientes gigavatios de electricidad a los hogares de una ciudad de tamaño medio (en torno a 200.000 habitantes).

El proyecto se llama Deep Green y es una idea de la empresa Minesto. Otra grande del sector, The Carbon Trust, ha financiado el desarrollo de un prototipo con un presupuesto de medio millón de dólares. Si tiene éxito se procederá a sembrar de estas peculiares cometas submarinas una parte de la costa de Reino Unido para su explotación.