Un restaurante que sólo cobra "la voluntad"

Un restaurante que sólo cobra "la voluntad"