Los espartanos no arrojaban niños

Foto EntaXoyas en Wikimedia Commons

Parece que algunos investigadores se han tomado en serio eliminar la leyenda negra de los espartanos, que cuenta que arrojaban a los recien nacidos con deformidades desde los alto del monte Taigeto.

Han estado buscando restos y huesos de tales hechos, pero nada. Todo lo que han podido encontrar son huesos de adultos, a partir de unos 18 años.

Es cierto que las fuentes que nos hablan de tal práctica son tardías e imprecisas, siendo Plutarco quien más contribuyó a extender dicha creencia.

De acuerdo con Plutarco (Vida de Licurgo ) nada más nacer, el niño era examinado por una comisión de ancianos en la Lesjé (“Pórtico”, “Soportales”), para determinar si era hermoso y de constitución robusta. En caso contrario se le llevaba al Apóthetas, una zona barrancosa al pie del Taigeto, donde se le arrojaba o abandonaba en una cima.

De cualquier manera, no podemos asegurar nada todavía, no seré yo quien dude de Plutarco. Parafraseando la canción Spartans loved their children too.