La hora de los relojes de madera

Hora relojes madera

Si les digo que una de las modas que se avecinan es la de los relojes de madera probablemente pensarán que volveremos a llenar nuestras casas de carillones y cucos. Pero no. Los relojes de madera de los que hablo son de muñeca.

Los fabrica y comercializa la firma estadounidense WeWood, una empresa comprometida con el cuidado del medio ambiente cuyo lema publicitario ad hoc es: Buy a watch, we plant a tree; o sea, “Compre un reloj, nosotros plantamos un árbol”. Y es que prometen llevarlo a cabo: plantar un árbol por cada unidad vendida, algo para lo que cuentan con la ONG American Forest.

Los relojes están fabricados con maderas diferentes (ébano, gualaco, arce) recicladas de muebles, instrumentos musicales, suelos, puertas… y en el proceso no se utilizan agentes químicos. Por eso son hipoalergénicos y únicamente cambian el material en el mecanismo o en los botones de los modelos digitales, que son de acero. El resto, es decir, la caja, la correa y el estuche, de madera.

Presentados en tonos camel, chocolate y army -o una combinación de ellos-, funcionan con el movimiento japonés Miyota, de Citizen, pudiéndose elegir entre 11 tipos diferentes, unos digitales y otros analógicos. Pero todos tienen un precio similar: entre 89,95 y 99,95 euros.